martes, 26 de noviembre de 2013


jueves, 5 de septiembre de 2013

Sobre el simbolismo manso.

Durante el comienzo del tercer milenio, ante la novel amenaza terrorista global, la comunidad puertorriqueña se enlistó en contra de la marina estadounidense semejando al prócer hindú Mahatma Gandhi. Ahora, tras 10 años de recesión económica, los boricuas retomaron otro movimiento asociado a la protesta, notoriamente conocido como "cacerolazos", para llevar su voz a la calle. 
Cerca de 150 mil marcharon en el 2001 en lo que se ha conocido
como la manifestación masiva más grande de la historia puertorriqueña.
En Puerto Rico, colonia establecida en 1511 en el nombre de los Reyes Católicos de España, hemos usurpado términos históricos para nombrar ciertos eventos, quizás para ensalsar un avance político (denominador común en asuntos públicos, mayormente el pan de los noticieros) o tal vez para motivar la participación de una sociedad naturalmente sumisa como la nuestras. Notamos como en una lucha simbólica entre boricuas y el ejército americano, específicamente la Marina (Navy), se usó el termino "desobediencia civil" para llamar la masiva protesta que se llevaba a cabo en la Isla Nena y que se propagó hasta Isla Grande, Nueva York y Washington. A la arena playera cayeron arrestados políticos, artistas, civiles, líderes religiosos y estudiantes por desobedecer las líneas de perímetro de seguridad colocadas alrededor de los campamentos de protesta.

Siendo la "lucha" una que apropió el nombre de similares manifestaciones que cambiaron la historia como la gesta de Gandhi a favor de la independencia de India del Imperio Británico o la integración social de étnias, específicamente los afro americanos de Estados Unidos, como lo hicieron Rosa Parks y Martin Luther King. Similar actuación tuvo Nelson Mandela en Suráfrica en contra del appartheid, ésta debía adoptar el matiz para combatir la invasión y consecuente ocupación militar al territorio invadido precisamente por ese cuerpo militar a finales del siglo XIX. Fue una montada la que le hicieron al independentismo que continúa moviendo Ruben Berríos. Llamaron al  inconsciente herido de los borincanos, maltratados a lo largo de cinco siglos por poderes extranjeros. Usurparon técnicas que liberaron un país y una parte integral de la sociedad moderna, glocalizada, para apuntarse una victoria política disfrazada, acaramelada con los syrups partidistas. El apoyo resultó en el posterior abandono por parte de las facciones interesadas en aquel momento de atención mundial.

Vieques a diez años de la salida de la Marina se ha quedado sin economía local, ha alocado un hotel de cinco estrellas, una industria pesquera caída y un pueblo enfermo sin hospital ni atención médica apropiada. 

En el momento vivimos inocentemente la lucha ideológica, justa, de un pueblo que le reclama a su tirano mejor trato, justicia social, ensalzada con el disgusto de millones de puertorriqueños cansados de ser ciudadanos de segunda clase en el territorio estadounidense.

Los cacerolazos


Continuamos las protestas por diversas razones, mayormente por las políticas áusteras del gobernador previo, Luis G. Fortuño Burset quien en su primera gestión declaró al gobierno en quiebra. Previamente  el Gobierno había cerrado durante la administración anterior, la del único gobernador que ha desfilado el camino del Tribunal Federal en la calle Chardón como acusado, Aníbal Acevedo Vilá, por que no había dinero para pagar la nomina. La imposición de las medidas de Fortuño, sugeridas por la Junta de  Restructuración Económica Fiscal (JREF), abrió las puertas para despedir cerca de 30 mil empleados del Gobierno, entidad que acapara la mayoría de la población laboral de la Isla. Además, la imposición del Impuesto sobre Venta y Uso (IVU) aprobado en el 2006, la "fuga de cerebros", la continua recesión (también llamada como los 10 años perdidos 2000-2010) además de la degradación del crédito puertorriqueño, el aumento en víveres, gasolina y consecuentemente las utilidades, con los bancos ataponando los prestamos y los trabajos remunerados escaceando. No es secreto que el padrino en Puerto Rico es una figura paternal que protege, coloca y nombra a sus pares a los trabajos, sombreando el mérito con el parentesco.
"El grupo -convocado a través de las redes sociales- caminó pasadas las 11:00 a.m.desde el Capitolio hasta La Fortaleza, golpeando las cacerolas, tal y como ha ocurrido en ciudades de Latinoamérica, para protestar contra “los impuestos abusivos”. -                                  Y. Álvarez Jaimes. El Vocero. 5 de agosto de 2013.

Sin embargo la comparación queda pequeña, necesita de tela contundente para cortarse y hacerse de un traje propio para la ocasión. La usurpación de términos que describen movimientos sociales de envergadura histórica en el mundo para nombrar las marchas criollas no es más que un intento amarrillista mediático de parte de los partidos políticos, la prensa y sus aliados para añadirle valor moral como usar pintura para cubrir un hoyo en la pared. Queda hueco. Para añadirle ironía a la situación, la misma fue aoscultada por líderes del Partido Nuevo Progresista (los que le toca jugar a la oposición en este circuito de cuatro años)  Los cacerolazos fueron eso y nada más. Igual la protesta en Vieques: se quedó ahí. Creo que fue una década perdida, económicamente, poblacionalmente; moralmente. Heridos buscamos en los refranes, títulos fabricados en el exterior, para cautelosamente etiquetar lo propio.
El opio colonial hiede por todas partes. Ni los movimientos de oposición se salvan de la peste que arroja el manto pesado que apagó el fuego de lucha intensa que ardía en los boricuas. Nos quedó fría la materia criolla, que la hicieron picadillo de helado, cubrirlo en syrup y servirlo como mejorado, como el histórico componente que tanto hemos ansiado; la esperanza.

Es histórico. Tenemos un despliegue de ideologías que demuestran estar interesados en el trabajo de gobernar el país en vez de liderar a un país. Será que no hay un país para gobernar dada la mogolla de ideaologías en tan pequeño espacio, que al no haber cama pa' tanta gente no existe una clara mayoría, actitud que nos condena al inmovilismo (esa muletilla tan políticamente correcta). Cambiamos de liderato pero no de visión. Vamos y venimos de las identidades culturales, española y estadounidense, para la solvencia de un poder que no se refleja en el desarrollo del país, esa marca que venden ahora para traer dinero.

sábado, 17 de agosto de 2013

Sobre la partidocracia y el político nominal.

"Aquí la cosa va para ambos lados". "It goes both ways".
Compiten por un puesto que depende del aval público pero si renuncian los partidos políticos nombran al sustituto ya que el escaño "le pertenece" al partido que más votos acumuló en las elecciones.

Sin embargo la vergüenza se ha ido por la ventana cuando la administración pública semeja la estrategia de un juego de baloncesto, donde la directriz entra y saca a los jugadores a conveniencia de su estrategia. Y se hace a nuestras espaldas con la confianza que le brindan los que aún confían en el sistema colonial.

Tanto en la pasada administración, y tan reciente como a siete meses de la actual, funcionarios electos han dimitido de sus escaños por razones personales, arrestos o mejores empleos dentro del Gobierno. Puesta la renuncia o remoción del cargo ese puesto es concedido a un militante del partido que milita quien ganó el escaño con el favor del pueblo.

La  administración de Luis Fortuño (PNP) tuvo su primera baja cuando el ex director de la comisión de agenda y calendario del Senado, Jorge de Castro Font (PNP) cayó convicto por corrupción y fue sustituido por Melinda Romero Donelly (PNP), hija del ex gobernador, Carlos Romero Barceló (PNP). De Castro Font fue ingresado a prisión dos meses luego de ganar su escaño por el distrito de Fajardo.
Jorge Colberg Toro y Eduardo Ferrer
en la mente de Alejandro García Padilla
"Hoy presento mi renuncia como Representante por Acumulación. Recorrí a Puerto Rico llevando el mensaje de nuestro Partido Popular Democrático y junto a mis compañeros conquisté los votos necesarios para nuestro triunfo y el de nuestro gobernador, Alejandro García Padilla”, Eduardo Ferrer al anunciar su renuncia. (noticia por Melissa Ortega, El Nuevo Día, 1 de julio de 2013)

Las bajas de la administración de Alejandro García Padilla (PPD) han sido Jorge Colberg Toro y Eduardo Ferrer, ambos electos como representantes por acumulación por el Partido Popular Democrático (PPD) en los comicios de 2012. Colberg Toro cambió el puesto en la Cámara por el de secretario de asuntos públicos de La Fortaleza. Su escaño le pertenece a Luisa Gándara, esposa del ex gobernador Aníbal Acevedo Vilá (PPD 2004-2008).

Al paso de 38 meses Héctor Martínez (PNP) renunció a su escaño como senador por el distrito de Carolina tras ser acusado y posteriormente convicto por conspiración. Éste fue sustituido por Roger Iglesias, el casi casi ingeniero que trabajó en el Capitolio durante la administración Rosselló y merodeó los pasillos de la casa de las leyes guisando hasta entonces.

Entonces la vacante de Colberg Toro, ascendido a la Fortaleza por el mismo Gobernador, fue ocupada por la ex primera dama tras su novata participación en el circuito eleccionario primarista interno por el escaño, recibiendo el aval de los miembros del PPD para ser Representante por Acumulación aunque carecía de experiencia legislativa.
Norma Burgos recita "Luis Muñoz Gusano"
de Pablo Neruda, en ninguna parte, nunca.

¿No es inquietante que la palabra de un partido tenga más poder sobre la composición gubernamental de nuestro país que el mandato de su pueblo, validando esa confianza con el voto? ¿No debería el puesto ser concedido al segundo en votación por el mismo escaño independientemente del partido de su afiliación? ¿Hasta dónde llega la mentira si ya los electos renuncian y se coloca a quien sea militante del partido? 

Nombramientos con el dedo.
Notorio por su carácter, descrito por uno de mis profesores de antaño como "el dictador boricua", líder criollo indiscutible en el PPD. Para muchos era el cacíque, otros le llamaron "chofer del whiskey norteamericano". A muchos les dio zapatos mientras le daba falsas esperanzas a otros. Y como decía otro de los grandes hombres de principios de siglo, Frank Sinatra, Luis Muñoz Marín lo hacía "a su manera (His Way)"

Según esta columna del rotativo Primera Hora las primarias internas comenzaron por un disgusto contra los nombramientos "con el dedo" que hacía "el Bate" a posiciones importantes dentro del PPD y por consiguiente dentro del Gobierno del Estado Libre Asociado (ELA). LA diferencia entre situaciones yace que una es nombrar para postularse ante el escrutinio del voto y la otra nominarse para llenar un escaño vacío, reservado (por las razones que sea). El primero se suscribe a la entidad política, el PPD, mientras que el segundo TIENE su obligación con el bienestar del pueblo que escogió al candidato, no necesariamente al partido. Y aunque sea costumbre de las mayorías políticas (rojos y/o azules) hacerse del control parlamentario a gusto de la partidocracia, Puerto Rico es un país compuesto por múltiples facciones políticas que se canalizan a través de esos dos partidos mayoritarios que controlan el poder desde mediados del siglo 20.

"¡Claro! Mi interés es el del pueblo de Puerto Rico"
-Tu político favorito.
La elección de "Doña Piti" como Representante por Acumulación, sin hacer campaña ni poseer experiencia legislativa (pero su esposo, Aníbal Acevedo Vilá, sí) debe ser considerado el uso de "digger político" más descarado de los primeros trece años de este siglo. Es una vía de escape que lleva un voto a favor de lo que sea dictado por la jerarquía que la coloco ahí. Un monigote político para los efectos públicos, preparado para seguir ordenes, atacar la competencia política y mantener buena presencia pública en beneficio de los verdaderos escamoteadores que con tumbacocos y promesas se ganaron el respaldo de sus ya fieles seguidores. Encuentro que el hecho de: 1)abandonar el barco después que miles de personas creyeron su campaña por meses y 2)jugar al carrusel político cuando tenemos un país en crisis(sis), debe ser digno de denuncia, al menos de señalamientos ya que la sumisión colonial nos incapacita para remover la clase política abusadora que lleva en el poder más de 60 años.

Pero quien sabe. Tal vez con suficiente sapiencia y voraz escudriñamiento del partidismo podremos crear uno nuevo que con paranoica ambición y buena voluntad acomode los jugadores necesarios en los puestos claves donde adelanten el plan que aceche los problemas sociales, políticos y culturales que mantienen las crisis(sis) como ancla sobre nuestro potencial nacional estancado en un mar de confusiones.

Podríamos eliminar el dominio político de los partidos, los caucus, las directrices; todo eso si rechazamos la conducta burocrática, burlona e irrespetuosa, que con tanto libertinaje se ha olvidado del país ni se preocupa en disimularlo.

¿Paracaidas en la crisis?

Una debacle económica, poblacional y criminal no es suficiente para motivar a las directrices de éstos partidos a tomar decisiones conscientes, donde el elegido tenga las cualidades requeridas para solucionar o traer soluciones a la crisis. Alternativas que hayan sido escrutadas por el pueblo y certificadas mediante el voto. Administraciones consecutivas han colocado personal en el Capitolio pero en esta administración, que no lleva un año al mando, ni la vergüenza les aqueja, nombrando como suplentes a los escaños abandonados personal que carece de la experiencia política necesaria para liderar este país fuera de su abarcadora recesión.

El apoyar una mujer dominicana cuando
una estaba siendo atropellada por el
ministerio público puede ser un lavado de cara
de parte del Gobernador para la marca de PR.
En una controvertida o estupidamente astuta estrategia mediatica el PPD validó en una elección especial del consejo general el nombramiento de Manuel Natal para ocupar el escaño abandonado por Eduardo Ferrer. Controvertido porque líderes del PPD como el propio gobernador, el líder cameral Jaime Perelló y el líder senatorial Eduardo Bhatia apoyaron en diversos medios a la candidata Claribel Martínez, militante en el partido con más de 30 años de experiencia en la ráfaga política puertorriqueña. Estupidamente astuta porque a poco tiempo de una falla judicial que ridiculizaba la administración de justicia en Puerto Rico, el ya concluído caso de Aida de los Santos, apoyar a la mujer dominicana agradaría, suena simpático o al menos muestra un interés en la comunidad que también se reflejaba en la mujer equivocadamente acusada de asesinar la esposa de un ex juez del Tribunal Supremo de Puerto Rico en la casa del togado donde laboraba la mujer como mucama.

"Tengo la intención de que la universidad
sea un colaborador de lo que hagamos."

-dijo Manuel Natal a El Nuevo Día
Natal representa una parte del PPD que se ha formado durante los recientes años que el liderato ha sido cuestionado incluso con el propio fundamento del PPD que ha sido el status colonial. Los golpes en el pasado plebiscito de status donde el ELA actual fue rechazado conjunto con el levantamiento de miembros del PPD que no concuerdan con la política del presidente de la colectividad han comprobado los cuestionamientos que levantaba Fortuño en la contienda electoral del 2012. Algo agridulce el que un antiguo líder estudiantil llegue al campo de batalla político a tan temprana edad ya que se espera inmadurez entre las novedosas ideas que debe traer en su refrescada mente. Los rookies serán verdes y la presión es un factor riesgoso en las peligrosas aguas de la administración pública y protagonismo mediático conocido como la política puertorriqueña.

Queda del tiempo determinar el fruto sembrado por la administración en su malabar de nombramientos mientras el barco sigue sin rumbo y los aviones se siguen llenando, casi tanto como los cementerios y las cárceles.

¿Seguiremos creyéndole a la clase política, conociendo sus trucos para dominar el patrimonio público bajo el sello de su partido?

wibiya widget